28 May, 2024
Internacional Noticias

Científicos buscan rastros del monstruo del Lago Ness

Científicos buscan rastros del monstruo del Lago Ness
¡Comparte!

Cientos de personas se han unido a la mayor búsqueda del legendario monstruo del lago Ness, conocido como «Nessie», que se realiza desde hace 50 años. Equipados con drones, cámaras de infrarrojos, hidrófonos y un sumergible, los investigadores del Centro Loch Ness y del Loch Ness Exploration esperan encontrar alguna evidencia de la existencia de esta misteriosa criatura, que según algunos podría ser un dragón, un esturión, una anguila gigante o un plesiosaurio.

Durante dos jornadas, los voluntarios estarán atentos desde la orilla del lago, situado cerca de Inverness, en las tierras altas de Escocia, por si Nessie decide mostrarse. El lago tiene una profundidad máxima de 230 metros y una superficie de 56 kilómetros cuadrados, lo que lo convierte en el segundo más grande de Escocia.

El interés por el monstruo del lago Ness se remonta a la década de los 30, cuando una mujer llamada Aldie Mackay afirmó haber visto algo parecido a una ballena en el agua. Desde entonces, se han sucedido los testimonios y las fotografías de supuestos avistamientos, aunque ninguno ha sido confirmado científicamente. La última gran batida por el lago se realizó en 1972, por la Oficina de Investigación del lago Ness, pero no tuvo éxito.

Los organizadores de la actual búsqueda esperan tener más suerte y contar con la ayuda de la tecnología más avanzada. Según Alan McKenna, una de las exploradoras que participa en el proyecto, se trata de “inspirar a una nueva generación de entusiastas del lago Ness y darles una oportunidad real de contribuir personalmente a este fascinante misterio que ha cautivado a tanta gente de todo el mundo”. Paul Nixon, el gerente general del Centro Loch Ness, también se muestra optimista y destaca el uso de un sumergible inédito para la campaña.

¿Se podrá resolver al fin el enigma de Nessie? ¿O seguirá siendo una leyenda sin resolver? Lo único seguro es que el lago Ness seguirá atrayendo a miles de visitantes cada año, ávidos de vivir una experiencia única y quizás ver algo extraordinario.