Marinilla y El Retiro dan ejemplo en construcción de sus planes de desarrollo

Alcalde de Marinilla escuchando las necesidades de la comunidad para plasmarlas en su Plan de Desarrollo.

Municipios como El Retiro y Marinilla, ya empezaron con las conversaciones comunitarias para la construcción de sus planes de desarrollo, mismos que darán la línea a los objetivos y acciones que en elaboración conjunta con la comunidad, constituirán la estrategia a desarrollar por las administraciones municipales en los próximos cuatro años.

En El Retiro, la construcción del plan la denominaron “Diálogos Comunitarios”, mientras que en Marinilla se desarrollará con la estrategia “La Ruta de Nuestro Compromiso”, donde ambos gobiernos locales pretenden llegar hasta cada barrio y vereda, a fin de identificar las necesidades más urgentes, para plasmar las soluciones en el Plan de Desarrollo.

Por ejemplo en Marinilla, la Administración Municipal prometió que en menos de un mes estaría listo su Plan de Desarrollo, para que este sea presentado en las sesiones ordinarias del Concejo Municipal del mes de febrero, por lo que las visitas iniciaron desde el pasado 13 de enero.

En El Retiro, por su parte, el mandatario Nolber de Jesús Bedoya, junto con su gabinete, abrirán espacios de participación directa con los ciudadanos desde este este viernes 17 de enero y se extenderán hasta el 25 de febrero aproximadamente.

El alcalde de Marinilla, José Gildardo Hurtado Alzate, afirmó que el objetivo será consolidar las propuestas de manera eficaz y en el menor tiempo posible, con el fin de comenzar a ejecutar los proyectos que le apuntan al desarrollo integral de los marinillos y marinillas desde el mes de marzo, por lo que recorrerá 43 barrios y 36 veredas de su Municipio.

Precisamente, para este fin de semana, el alcalde de Marinilla estará trabajando con los gremios cultural, turístico y de emprendimiento y visitará los sectores Salto Abajo, Los Rosales, Pozo, La Inmaculada, La Amistad y San Judas.

El alcalde de El Retiro y todo su equipo, iniciarán la ruta de los diálogos en las veredas, y terminarán en la zona urbana donde se convocará a las comunidades y colectivos ciudadanos.