2 February, 2023
Altiplano La Ceja Oriente Antioqueño

Cielos morados sobre La Ceja ¿A qué se debe este fenómeno natural?

Cielos morados sobre La Ceja ¿A qué se debe este fenómeno natural?

Durante la primera semana del año, varios lectores reportaron atardeceres inusuales sobre los cielos de la región, especialmente sobre La Ceja, donde las personas han logrado presenciar un fenómeno natural atípico y que, dejó a más de uno intrigado.

Para entender por qué el cielo es a veces de color púrpura, es útil entender primero porque el cielo es azul y porque estos fenómenos que son rara vez vistos llaman tanto la atención.

Para ello consultamos a un experto en fisica y actualmente estudiante de astronomía de la UDEA Juan José Molina, quien nos habló sobre este fenómeno «La luz es blanca, pero cuando la haces pasar por un prisma, ves todas las ondas de luz de diferentes colores del espectro: rojo, naranja, amarillo, verde, azul, índigo y violeta. La luz viaja en forma de ondas, a veces en forma de briznas cortas y otras en forma de líneas largas con muchos picos.

La luz se desplaza en línea recta a menos que algo se interponga en su camino, como un prisma o las moléculas de la atmósfera.

Los gases y las partículas de la atmósfera dispersan la luz, y como el azul viaja en ondas más cortas y pequeñas, hace que las partículas cargadas se muevan más rápido, dispersando más luz. Así que vemos más azul que rojo porque el azul hace que las partículas se muevan más que los otros colores. Nuestros ojos también son un poco más sensibles a la luz azul, lo que ayuda». Dijo Molina.

«El violeta siempre está ahí, pero no lo detectamos tan bien como el azul, así que el azul gana la batalla de las ondas luminosas para nuestros ojos. Tienen que darse las condiciones adecuadas para que el púrpura, o el violeta, sean visibles.

En algunos casos, es una cuestión de dónde entra el sol en un determinado ángulo. Algunos de los colores que quedan bloqueados por el azul, como el amarillo, el rojo y el naranja, aparecen mucho durante los amaneceres y atardeceres por esta razón» precisó Molina.

Pese a la explicación científica, el hecho ocurrido sobre La Ceja, no es nada más que el reflejo de una luz violeta que, fue instalada en un cultivo de la zona, y que sería la nueva técnica con que los invernaderos están proporcionando sistemas de calefacción a las flores.

Pero pueden entrar en juego otros factores que pueden mezclar aún más las ondas de luz y las partículas.

Según Sarah Keith-Lucas, de BBC Weather «el polvo, la contaminación, las gotas de agua y las formaciones de nubes» pueden influir también en los colores del cielo. En ocasiones, el rosa y el púrpura aparecerán con más frecuencia que el rojo y el naranja debido, en parte, a «la ilusión óptica de las longitudes de onda rosas que iluminan la base de la nube (debido al bajo ángulo de los rayos del sol), y estas nubes rosas superpuestas a un cielo azul oscuro». La combinación de rosa y azul oscuro puede hacer que el cielo parezca de color púrpura intenso».

Al final, conseguir esas tonalidades púrpuras consiste en que se den las condiciones adecuadas en el momento oportuno, como lo ocurrido días atrás en el municipio.